ARTICLE TOP AD

La Corte Suprema de Justicia de Argentina ordenó ayer al Estado nacional pagar a una provincia una deuda de 377 millones de dólares, un golpe para el gobierno de Mauricio Macri que se afana por reducir gastos en búsqueda del equilibrio fiscal.

El fallo a favor de la provincia de San Luis (oeste) fue publicado por el Centro de Información Judicial (CIJ).

Se trata de una antigua demanda de varias provincias por lo que consideraron una indebida retención por parte de organismos de la administración nacional de un porcentaje de los llamados impuestos coparticipables (que la nación debe compartir con las provincias).

ARTICLE INLINE AD

A fines de 2015, el alto tribunal había declarado inconstitucional esa retención y habilitó un período de negociaciones entre las provincias y el Gobierno para acordar el monto y la modalidad de pago.

Además de San Luis, habían demandado las provincias de Santa Fe y Córdoba. Esta última llegó a un acuerdo con el gobierno de Macri, pero no así los otros dos distritos.

Tres de los cincos jueces de la Corte ordenaron ayer la devolución de 377 millones de dólares retenidos a San Luis entre 2006 y 2015, año en que la Corte ordenó suspender la detracción. Si la Corte falla en el mismo sentido con Santa Fe, el Estado nacional debería desembolsar 1.130 millones de dólares.

La retención del 15 por ciento para sostener la seguridad social remontaba a un pacto fiscal de 1993, cuando se privatizó el sistema de jubilaciones. Al eliminarse en 2008 el régimen de capitalización, durante el gobierno de Cristina Fernández, las provincias reclamaron recuperar ese porcentaje. Otro 1,9 por ciento iba al ente federal de recaudación.

ARTICLE BOTTOM AD

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here

cinco × 1 =